Consejos para comer sano y rico en tu día a día

Un gran aporte de proteínas

Cinco tipos de carne magra que mejorarán tu salud

La carne magra es un alimento muy beneficioso para la salud, que debe ser parte esencial de nuestra dieta. Procede, casi en su totalidad, de fibras musculares. De ahí que su contenido en proteínas sea extraordinariamente rico, con las ventajas que eso supone para nuestro organismo.

En primer lugar, hay que resaltar (al contrario de lo que algunas personas podrían creer en un principio) que la carne magra puede ser tanto carne blanca como carne roja. Su origen es variado, ya que puede provenir de aves, pescados y mamíferos, y su característica principal es la ausencia de tendones, cartílagos, venas o tejido graso. 

Si queremos confirmar que una carne es magra, es necesario conocer su porcentaje de grasas. Normalmente se considera que una carne es magra cuando posee menos de 10 gramos de grasa por cada 100 gramos de peso. 

A continuación, te presentamos una selección de excelentes tipos de carne magra, cuyo consumo además es muy accesible:

1. Carne de conejo

La carne de conejo no podía faltar en este listado. A su porcentaje bajísimo en lípidos, se une la virtud de ser más sabrosa que otras como las de pollo o pavo. Si te apetece degustar una carne con alto contenido en fibras musculares y con mucho sabor, la carne de conejo es perfecta.

2. Carne magra de cerdo

Al contrario de algunos falsos mitos que quizás hayas oído, debes saber que muchas zonas del cerdo contienen poca grasa. De hecho, el lomo de cerdo es una de las carnes más magras que existen, en algunos casos incluso más que el pollo. También son consideradas carnes magras la paleta y el solomillo de cerdo. Piezas, además, que están riquísimas.

3. Cordero

En el caso del cordero, hay determinados cortes que son especialmente magros: la pierna, el brazo y el lomo, concretamente. Para que dichas piezas queden exactamente como queremos, es importante que el carnicero realice con esmero el corte. Y después, a disfrutar con este maravilloso producto.

4. El cerdo ibérico

Además de ser una de las joyas de nuestra gastronomía, este producto ofrece grandes ventajas para nuestra salud. Sus grasas poseen en torno a un 58% de ácido oleico, lo que contribuye a disiminuir el popularmente conocido como colesterol malo. Según un estudio de la Unidad de Endotelio y Medicina Cardiometabólica del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, dirigido por el doctor José Sabán, el consumo regular de jamón jbérico no produce ganancia de peso, incluso al contrario, y además reduce el riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares.

5. Principales cortes de vacuno 

En la carne de res existen más de 25 cortes que cumplen los requisitos de carne magra. Entre ellos se encuentran el bistec de pierna, el filete, el lomo y la falda. En cuanto a la ternera y el buey, las zonas más magras son el solomillo, el vacío, la culata, el lomo bajo y el lomo alto. Mucho donde elegir.

Gran cantidad de estudios informan de los beneficios de incluir este tipo de carnes en nuestra alimentación, Desde su aporte de vitaminas del grupo B a su contenido en zinc, que contribuye a mejorar el sistema inmunitario. Recuerda, incluye en tu día a día una dieta variada y saludable. 

TODO LO QUE HAS DE SABER SOBRE LOS CORTES DE CARNE

Compartir
Descargables