Regálate buenos alimentos y apunta estas recetas para terminar el año cuidándote como te mereces.

Recetas navideñas

Las mejores recetas para Navidad, cinco carnes que son un regalo

Se dice que en Navidad la gente pone una dedicación especial en comer productos de la mayor calidad, siendo las carnes y elaborados unos de los grandes protagonistas de las mesas de este país durante estas fechas. Aunque estos excelentes productos los tienes en tu carnicería en cualquier momento del año, te vamos a proponer en este post cinco magníficas carnes para celebrar tus momentos especiales de Navidad. Regálate buenos alimentos y apunta estas recetas para terminar el año cuidándote como te mereces.

Receta Navidad

1. Tournedó de cordero con tartar de remolacha y aguacate

La carne de cordero es un producto con muchas posibilidades en la cocina. Nuevas preparaciones y cortes dan una nueva visión del producto, adaptándolo a las actuales tendencias gastronómicas. Uno de esos cortes es el Tournedó, rodaja de pierna de cordero sin hueso, envuelta con el “redaño” del mismo cordero. Una pieza noble, de peso y grosor idóneos para un sencillo cocinado y un elegante emplatado.

En esta receta simplemente los haremos a la plancha con una pizca de aceite, y los acompañaremos de un fresco tartar con remolacha, manzana, rábano y aguacate muy picados y ligados con vinagre de Módena y AOVE.

2. Roast beef con puré de manzana Golden

El roast beef es una de las elaboraciones más arraigadas en el mundo a la hora de aprovechar todas las cualidades de la carne de vacuno. 

Lo primero es dejar la carne a temperatura ambiente unas dos horas desde que se saca de la nevera. Untamos la pieza de aceite de oliva virgen extra y salpimentamos antes de marcarla en una sartén.  Una vez marcado, metemos el roast beef en el horno, que previamente habremos precalentado 10 minutos a 190º C.  Lo asaremos a 100º durante tres horas, dándole la vuelta y regándolo con su jugo cada cierto tiempo.
Para la guarnición, cocemos unos trozos de manzana Golden (perfecta para purés) con dos cucharadas de azúcar y un vasito de Pedro Ximénez. Pasados 15 minutos, batiremos hasta obtener un homogéneo puré de manzana, con el que acompañaremos el roast beef servido en lonchas.


3. Solomillo de cerdo con salsa de frutos rojos

Este plato utiliza una de las piezas más valoradas del cerdo de capa blanca: el solomillo. Lo primero que elaboramos en la receta es el marinado. Para ello, hervimos el zumo de una naranja y de medio limón con dos cucharadas de miel y un poco de agua. Con el jarabe resultante embadurnamos el solomillo y lo dejamos reposar dos horas como mínimo. 

Mientras, prepararemos la salsa con cerezas y arándanos, o los frutos rojos que prefieras, que colocaremos en una cazuela junto con el zumo de la otra naranja y de la otra mitad del limón. Añadimos también un chorrito de whisky y dos cucharadas de miel. A fuego lento, los cocemos con el zumo de otra naranja y del otro medio limón, dos cucharadas de miel y una pizca de whiskey. Reducimos la salsa hasta que quede espesa.

Finalmente, hacemos a la plancha, y cortado en medallones, el solomillo que teníamos marinando. Emplataremos la carne con la salsa de frutos rojos.

4. Paletillas de conejo asadas con mostaza a la antigua

Fácil, saludable y con una formidable presencia para una cena especial. Así es esta receta de conejo que utiliza una de las piezas más sabrosas, la paletilla.

Preparamos una mezcla de mostaza, pan rallado y miel, con la que pintaremos la carne. Las paletillas las pasamos por la plancha o las hacemos al grill. Lo importante es que queden bien marcadas y con la mezcla por encima. Para servir, acompañamos el conejo de unos pimientos de piquillo asados o también al grill, como prefieras. De ambas maneras le van fenomenal al plato.

5. Brochetita de secreto ibérico al caramelo

Para una cena de Navidad tipo canapés, esta receta resulta ideal. Lo primero es elegir en la carnicería un secreto de cerdo ibérico bien jugoso y con cierto grosor, ya que debemos cortarlo en trozos aptos para un minipincho. 

Pasamos por la plancha nuestras brochetas de secreto ibérico y vamos añadiendo la sal a la cara que ya esté dorada. En cuanto esté hecho, le añadimos una fina capa de azúcar y caramelizamos con ayuda de un soplete. El resultado es un bocado que combina la jugosidad de la carne con el crujiente del caramelo. En apenas cinco minutos habrás preparado un aperitivo espectacular.


[ LA CARNE, UN PRODUCTO ESENCIAL EN LA ALTA COCINA]
 

Compartir
Descargables