Recetas para aprovechar la carne sobrante

Desde la cadena ganadero-cárnica apoyamos los principios de sostenibilidad y protección del medio ambiente. Esto no solo pasa por el cuidado de los procesos de producción, también es importante el asesoramiento al consumidor final. El desperdicio alimentario es un problema “oculto” muy importante y un problema medioambiental que hay que conocer y evitar en nuestros hogares. Para que te hagas una idea de lo serio que esto es, los alimentos desperdiciados en la Unión Europea generan 170 millones de toneladas equivalentes de CO2 al año, lo que supone el 17% de las emisiones directas de gases de efecto invernadero de la UE. Y aunque la carne genera mucho menos desperdicio alimentario del que se produce en otros alimentos que llegan a nuestras mesas, hoy vamos hablar del aprovechamiento de la carne que nos ha sobrado. 

¿Compraste demasiada carne? ¿Te sobró una parte de lo cocinado? Sugerimos, siempre que sea posible, aprovechar la carne sobrante para realizar nuevas recetas, evitando tirar alimentos. 

No es necesario recalentar las sobras, podemos utilizar esta carne para hacer empanadas, se puede cortar en rodajas o rallar y sumergir en salsa barbacoa para hacer un sándwich. Las sobras de carne de vacuno, cerdo, cordero, conejo o ave se pueden picar en puré de patatas o acompañarlas con pimientos.

Hoy, descubrimos tres recetas innovadoras, nutritivas y deliciosas con la carne que nos sobró. 

 

Tres recetas deliciosas para reutilizar la carne sobrante

 

Burrito

¿Eres amante de los burritos? Esta receta puede elaborarse con carne de pollo cocido o con ternera, cerdo o incluso cordero. No cabe duda de que se trata de una receta sencilla y versátil. 

Los burritos te ofrecen infinidad de posibilidades a la hora de combinar los diferentes ingredientes que puedes añadir a una tortita de trigo. Esta receta de origen mexicano nos ofrece una gran oportunidad para reutilizar la carne de una forma sencilla. 

Te detallamos los pasos a seguir: 

Primero calienta las tortillas por ambos lados en una sartén. Cuando esté caliente, lo rellenamos con las sobras de carne, lechuga, guacamole y arroz. Una vez esté llena, solo tenemos que cerrarla y ¡listo!

Papas rellenas

Con una corteza crujiente y suave por dentro, puedes rellenar la patata con varios condimentos. 

Hay muchas formas de hornear las patatas, envueltas en papel de aluminio,  horneadas en bandeja, a la plancha o a la brasa. Solo necesitas untarlas con aceite, sazonar con sal y pimienta. Para terminar, ponlas a una alta temperatura.

En cuanto al tiempo de cocción de las patatas, este puede variar mucho según el tipo y tamaño. El resultado de una patata bien hecha se basa en una piel crujiente y un interior suave. 

Utilizar la carne sobrante para rellenar las patatas es otra gran opción para evitar desperdiciar alimentos. Veamos los pasos: 

  1. A la hora de preparar nuestras patatas rellenas, lo primero que debemos hacer es lavarlas y cortarlas por la mitad. Sugerimos que las cocines en el horno.
  2. Ahora prepara la carne picada. Pica la cebolla, agrega un poco de aceite y sal a la sartén. Sofríe y agrega la carne picada, mezcla con el resto de los ingredientes hasta que esté lista.
  3. Después de que las papas estén cocidas, retira el relleno, agrega la carne picada y la salsa de tomate frito.
  4. Vuelve a rellenar las patatas y agrega queso al condimento de la papa, hornea 5 minutos y ¡listo!

Puedes añadir a la carne el sofrito y salsa que más te apetezca.

 

Tiras de almendras

Podemos adaptar nuestras sobras a una receta sencilla elaborada con tiras de filete de carne. 

¡Apúntate estos pasos!

  1.  Calienta el aceite de oliva en una olla y  agrega la pimienta, la cebolla y el ajo
  2.   Añade las tiras de carne y sofríe hasta que estén doradas. Vierte la soja, el vino blanco y las almendras. No te olvides de remover hasta que la carne esté bien cocida y la salsa espesa.

Puedes añadir a este plato arroz, verduras o ensalada. En menos de 30 minutos tendrás este plato listo. 

 

También te puede interesar